Aguada - Antropomorfos

Ficha técnica
Repertorio: 
Cultura: 
Período: 
Ubicación: 
Descripción: 

Dentro de lo que se ha denominado estilo iconográfico Aguada, la figura humana ha sido representada en multiplicidad de soportes, principalmente, cerámica, discos de bronce, textiles, arte rupestre.

En general la figura humana ha sido representada con el cuerpo frontal y de pie. La cabeza es proporcionalmente grande, de contorno cuadrado, oval, troncocónico, etc.; los hombros son rectos y los brazos se representan estirados o flexionados a los costados del cuerpo. Las piernas suelen estar arqueadas o semiflexionadas y los pies están opuestos por el talón. Pueden llevar adornos pectorales en forma de pájaro o de contorno geométrico; también pueden llevar adornos cefálicos variados, ya sea de diseños geométricos o felínicos.

Dentro de las representaciones humanas se distinguen distintos motivos o personajes:

• Figura humana frontal con la cabeza de frente, rasgos faciales bien definidos y atributos felínicos, ya sea en el tocado o en la vestimenta (como el “escudo felínico”, perneras con manchas de felino, etc.).

• El “Personaje de las Manos Vacías”, variante de la figura frontal. Exhibe como principales atributos dos felinos y dos ofidios fantásticos. González y Baldini (1991) interpretan que el Personaje de las Manos Vacías es una representación directa de la deidad solar.

• El “Sacrificador”, es otra variante de la figura humana frontal. Este personaje puede o no presentar máscara felínica. La imagen más común de este personaje se caracteriza por una figura antropomorfa, que lleva en una mano un hacha, un cuchillo, un proyectil o cualquier útil cortante o punzante, y en la otra, una cabeza humana cercenada; En ocasiones, puede presentar la figura, más o menos completa y reconocible de un niño, el que es interpretado como la posible víctima de un sacrificio propiciatorio. Este personaje puede representarse de manera completa o incompleta, es decir, que el primero lleva armas y cabezas cercenadas, mientras que el segundo solo uno de estos atributos.

• El “Personaje de los Dos Cetros”, en algunos casos los dos cetros son reemplazados por armas. Rex González (1977) lo describe como “la figura del guerrero visto de frente a cuyos lados, sostenidas por ambas manos, aparecen sus armas constituidas por dardos o estólicas y en algunos casos hachas”.

• “Personaje con Felinos”, se encuentran siempre de frente. Pueden presentar variantes en vestimenta y atributos ornamentales. Dentro de este grupo pueden presentarse individuos que llevan uno o dos felinos sobre los hombros o detrás de la cabeza y se asocian con armas, o individuos flanqueados por felinos no asociados a armas.

• El “Enmascarado” alude a un individuo provisto de una gran máscara de cabeza felínica dibujada de perfil, con grandes orejas y adornos que caen hacia la espalda. En algunos casos lleva tomada con la mano la figura de un felino con la cabeza vuelta hacia abajo que podría indicar la sujeción del felino al hombre. En otros casos puede llevar proyectiles en ambas manos lo que lo vincula tanto al sacrificador como a la deidad de los dos cetros.

• También existen piezas cerámicas que llevan rasgos de rostros humanos modelados y pintados. En muchos casos aparece la nariz curvada hacia arriba en forma de gancho, la boca puede tener representación de dientes, los ojos son alargados y por lo general oblicuos; puede aparecer el mentón en relieve.

Interpretaciones / valoraciones : 

Un fuerte ritualismo está explícito en las imágenes de La Aguada que representan figuras humanas que realizan prácticas especiales y llevan como atributos armas e insignias. Las cualidades y actitudes de estas representaciones han llevado a Gónzalez (1998, 2004) y a González y Baldini (1991) a diferenciar deidades de individuos que desempeñarían roles especiales relacionados con el culto. Así, el personaje de las manos vacías, el de los dos cetros y el sacrificador operarían como intermediarios ante el mundo sagrado de las divinidades y los ancestros. González definió al primero como una deidad solar de antiguo origen andino y asociación constante con atributos felínicos, preexistente a Tiwanaku. El personaje del sacrificador sería, en cambio, un oficiante de ritos, cuya representación con rasgos felínicos evocaría una doble condición de ser humano y animal. Este oficiante, porta armas, hachas con hojas o mangos decorados y/o cabezas cercenadas, suspendidas del codo o de las manos. González, afirma que estas cabezas no necesariamente son un símbolo bélico y pueden estar estrechamente relacionadas con rituales de índole agrícola.
La asociación de los motivos antropomorfos con figuras felinas podría dar cuenta, según González, de los procesos de transformación chamánica en contextos de consumo ritual de alucinógenos, cuyos protagonistas serían los representantes del poder político religioso.

Juan José Rossi. Diseños nativos de la Argentina. Editorial: Galerna - Búsqueda de Ayllu.

Balesta, B. y N. Zagorodny. 2002. Los frisos antropomorfos en la cerámica funeraria de La Aguada de la Colección Muñiz Barreto. Estudios Atacameños, núm. 24: 39-50.

Balesta, B. y N. Zagorodny. 2002. Los frisos antropomorfos en la cerámica funeraria de La Aguada de la Colección Muñiz Barreto. Estudios Atacameños, núm. 24: 39-50.

Balesta, B. y N. Zagorodny. 2002. Los frisos antropomorfos en la cerámica funeraria de La Aguada de la Colección Muñiz Barreto. Estudios Atacameños, núm. 24: 39-50.

Balesta, B. y N. Zagorodny. 2002. Los frisos antropomorfos en la cerámica funeraria de La Aguada de la Colección Muñiz Barreto. Estudios Atacameños, núm. 24: 39-50.

Balesta, B. y N. Zagorodny. 2002. Los frisos antropomorfos en la cerámica funeraria de La Aguada de la Colección Muñiz Barreto. Estudios Atacameños, núm. 24: 39-50.

Balesta, B. y N. Zagorodny. 2002. Los frisos antropomorfos en la cerámica funeraria de La Aguada de la Colección Muñiz Barreto. Estudios Atacameños, núm. 24: 39-50.

Juan José Rossi. Diseños nativos de la Argentina. Editorial: Galerna - Búsqueda de Ayllu. 

Proyecto AbRiGo

Proyecto AbRiGo

Fuente bibliográfica: 

Baldini, M. 2011. Entierros significativos del Cementerio Aguada Orilla Norte (Período Medio, Noroeste argentino). Cuadernos FHyCS-UNJu, Nro. 40:43-60, Balesta, B. y N. Zagorodny. 2002.

Los frisos antropomorfos en la cerámica funeraria de La Aguada de la Colección Muñiz Barreto. Estudios Atacameños, núm. 24: 39-50. González, A. R. 1998. Cultura La Aguada, arqueología y diseños. Editorial Valero. Buenos Aires.

Balesta, B. y N. Zagorodny. 2012. ¿Sacrificadores, guerreros o shamanes? La representación humana en La Aguada. Actas del I Encuentro Latinoamericano de Investigadores sobre Cuerpos y Corporalidades en las Culturas. Investigaciones en Artes Escénicas y Performáticas

González, A. R. 2004. La arqueología del Noroeste argentino y las culturas Formativas de la cuenca del Titicaca. Relaciones de la Sociedad Argentina de Antropología, XXIX: 7-38.

González, A. R. y M. Baldini. 1991. Función y significado de un ceramio de la cultura La Aguada: ensayo de interpretación. Boletín del Museo Chileno de Arte Precolombino N°5: 23-52.

Gordillo, I. 2009. Dominios y recursos de la imagen. Iconografía cerámica del valle de Ambato. Estudios Atacameños 37: 99-121.